Venezolanos en el Exterior
Rotas desde 2019

El candidato a la presidencia en Colombia, Rodolfo Hernández, dice que restablecerá las relaciones con Venezuela si gana

El candidato independiente a la Presidencia de Colombia Rodolfo Hernández, quien irá a segunda vuelta contra el favorito en los papeles, Gustavo Petro.

El candidato independiente a la Presidencia de Colombia Rodolfo Hernández, quien irá a segunda vuelta contra el favorito en los papeles, Gustavo Petro, defiende un restablecimiento de las relaciones consulares con la Venezuela de Nicolás Maduro, que activará "el mismo día" de la investidura si gana los comicios, a la vez que argumenta que "Maduro se resuelva con los venezolanos y los venezolanos resuelvan qué hacen con Maduro".

"Las relaciones consulares son necesarias para una buena circulación, intercambio tanto comercial como de turismo y también porque la frontera es donde más también se está sintiendo el incremento de la violencia que está que está teniendo Colombia", observa Hernández, un candidato de tinte populista que ha emergido en las encuestas y se juega todo en la segunda vuelta.

Las relaciones diplomáticas de Colombia y Venezuela están rotas desde febrero de 2019 por orden del presidente venezolano, Nicolás Maduro, tras un intento del líder opositor Juan Guaidó de atravesar la frontera desde la ciudad colombiana de Cúcuta al frente de una caravana de ayuda humanitaria.

Hernández asegura que "hay 180 trochas" por las que se mueven de manera informal tanto personas como mercancías. "Eso es como amarrar un gato con chorizos. Eso no sirve para nada", añade en su particular forma de explicar las cosas.

"Las relaciones consulares hay que activarlas el mismo día porque los que están pagando las consecuencias de peleas políticas son los tres millones de colombianos que viven en Venezuela. Ellos no tienen nada que ver con eso, hay que ayudarles para que puedan establecerse, regularizarse", valora el aspirante populista.

"No meterme con el vecino"

En su opinión, "la mejor política exterior es la interior, que quiere decir: no meterme con el vecino para que ese vecino no se meta conmigo", una visión que aplicará si llega a la Casa de Nariño.

"¿Cómo vamos a pretender nosotros ponernos a preocuparnos por los problemas de Venezuela cuando tenemos aquí muchos?", insiste, dejando claro que no se entrometerá en la situación venezolana si es presidente.

"Toca ponernos a trabajar en nuestras soluciones internas y allá que (Nicolás) Maduro resuelva con los venezolanos y los venezolanos resuelvan qué hacen con Maduro, eso no me interesa a mí", continúa.

Lectores: 292

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: